• DESARROLLO DEL PENSAMIENTO LÓGICO - MATEMÁTICO

La lógica se puede definir como la materia relacionada con el análisis de las estructuras de razonamiento que nos permite inducir o deducir de manera válida ciertas conclusiones a partir de ciertas premisas. Existe diferentes tipos de lógica pero nos vamos a centrar en la lógica matemática, que estudia enunciados válidos o formalmente verdaderos, también la relación de consecuencia entre enunciados, las leyes de deducción, los sistemas de axiomas y la semántica formal, de manera que sus principios son formalizables matematicamente.
Desde que nacemos vamos creando y perfeccionando nuevas estructuras de razonamiento lógico-matemático gracias a la relación con nuestro entorno. Este desarrollo progresivo del razonamiento nos permite estructurar la mente y desarrollar la capacidad de razonar. Después de la familia o juntamente con ella es la institución la que proporciona al niño herramientas que le permitan ir construyendo el razonamiento logicomatemático.
En las primeras edades este razonamiento se ocupa de analizar las cualidades sensoriales (color, forma, textura, olor, tamaño...) desde tres puntos de vista:
  • Identificar, definir y/o reconocer estas diferentes cualidades.
  • Analizar las relaciones que se establecen entre unas y otras.
  • Observar los cambios.También llamados operadores lógicos.

Este planteamiento lo defienden varios autores como Montessori (1914), que defiende el desarrollo de la inteligencia a través de la educación sensorial, o Canals (1992).
matematica-menina.jpg

Las principales necesidades del niño para aprender y para desarrollar el razonamiento lógico-matemático.(Alsina i Pastells, 2006):

  • Observar el entorno a partir de los diversos sentidos, para ir interpretando el mundo que le rodea.
  • Vivenciar las situaciones a través del propio cuerpo y del movimiento, ya que ofrecen numerosas oportunidades de exploración del entorno que le rodea.
  • Manipular, experimentar, favorecer la acción sobre los objetos, dado que es a partir de la acción sobre los objetos cuando el niño puede ir creando esquemas mentales de conocimiento.
  • Jugar
  • Hacer actividades en entornos simulados, a partir de recursos informáticos, despues de haber garantizado suficientemente la manipulación y la experimentación con materiales diversos.
  • El trabajo con lápiz y papel , con un planteamiento de ficha, se puede realizar a finales de la etapa de Educación Infantil y sobre todo en Primaria.
  • Verbalizar las observaciones, las acciones y los descubrimientos efectuados a través de la interacción, el diálogo y la negociación, con el objetivo de favorecer la comprensión e interiorización de los conocimientos.
  • Plantear actividades manipulativas y experimentales a partir del trabajo cooperativo, con diferentes organizaciones del alumnado, con todo el grupo clase, medio grupo, o un grupo reducido, por parejas... es importante fomentar la participación de todos.
  • Programar este tipo de actividades de forma sistemática .
  • Basar el aprendizaje de las estructuras logicomatemáticas en un enfoque global, a partir de actividades contextualizadas.

El razonamiento lógico - matemático es el que establece los fundamentos necesarios para que el niño pueda construir el resto de conocimientos matemáticos relativos a los números y las operaciones, a la resolución de problemas, a la geometría y a la medida.